web analytics


RC Deportes

No es una sorpresa… Ya se veía venir…

AP

PARA QUE QUEDE CLARO

El torneo de Clausura de la Liga MX está tomando un rumbo definitivo, y aunque todavía hay quien duda que el Guadalajara, por ejemplo, está en una fase de franca recuperación, el cuadro de Almeyda camina más sólido cada vez, mientras que Pumas, a quien muchos colegas les asombró su arranque, ha ido paulatinamente hundiéndose, regresando al nivel que tuvo la campaña anterior, cuando fue el peor equipo de la temporada.

De hecho, hay una estadística lapidaria. Pumas junto con el Atlas, son los peores equipos de las últimas cuatro fechas disputadas en la Liga, pues ambos cuadros sólo han ganado un punto de los 12 que han sido disputados. Lo cual refleja que el problema de los universitarios no es que, como asegura David Patiño, el técnico del equipo, haya cambiado el parado del equipo.

Pumas suma cuatro partidos sin ganar en los que ha recibido diez goles, el doble de los que había recibido en las primeras seis jornadas del torneo, y se ha desplomado del primer sitio de la tabla general hasta el noveno, pues luego de haber sumado 14 puntos en esas mismas seis fechas, tras perder la condición de invicto ante Veracruz, como mencionamos, sólo ha agregado una unidad a su contabilidad.

Pumas ha enfrentado a equipos totalmente diferentes y en circunstancias diferentes. Esos diez goles en cuatro fechas son tantos, que los Pumas han pasado a tener números negativos en cuanto a la diferencia de goles ya que el León (11 en la tabla general) le hizo tres; Tijuana (6) le hizo cuatro; Chivas (9) le hizo uno, y Veracruz (14) ante quien inició esta infame racha, le hizo dos.

Pero no son los únicos. Cerquita está el Cruz Azul que sólo ha sumado dos unidades, y que ya tiene una escandalosa racha de ocho encuentros de la Liga sin ganar en forma consecutiva, y en la mitad de ellos se fue en blanco, es decir, no pudo anotar un solo gol ante León, Santos, Necaxa y Querétaro, pero habría que agregarle que en su debut en la campaña, también que incapaz de anotar ante Xolos, y de esos cinco partidos en cero, CUATRO FUERON COMO LOCAL y en su quinto resultado en casa, apenas empató a uno ante el Puebla. Así que crisis, creo si ya podemos irle llamando a lo que les está pasando a ambos equipos de la capital.

Por su lado el Guadalajara, ahí la lleva como pudo verse en el Clásico ante el América en el que sumó su cuarto empate consecutivo, pero que forma parte de una racha positiva de seis encuentros sin perder incluyendo sus dos victorias en la Concachampions, en los que el equipo de Almeyda suma, anota, juega mejor cada vez, y aunque por segunda semana consecutiva se les fue el triunfo, recordando el penal fallado ante Pumas y que Oribe les echó a perder la fiesta el sábado, en su calendario vienen tres encuentros que pueden mejorar sustancialmente sus matemáticas.

El Rebaño visitará a Lobos esta semana y antes de que acabe el mes recibirá al Veracruz y tendrá oportunidad de sumar más puntos ante el alicaído Atlas en el Clásico Tapatío que, aunque se jugará en el Estadio Jalisco, me parece que Chivas tiene suficiente futbol, sin haber visto aún lo que pueda mejorar, para obtener la victoria.

Por su parte el América, a pesar de que se veían nubarrones en su futuro, fueron superados por Santos en la lucha por la cima general, pero merced a su mejor ofensiva se mantuvieron en el segundo lugar general a pesar de que ahora fueron Toluca y Tigres los que los alcanzaron con el mismo número de unidades, 18, en un triple empate por el segundo sitio de la tabla.

Pumas y Rayados, ambos perdedores de sus respectivos duelos, perdieron la oportunidad de igualar a los de Coapa, quienes se aprestan ahora a jugar tres partidos consecutivos en casa, uno de ellos ante los choriceros, pero para el cierre del torneo le esperan aún tres duelos bravísimos, pues estarán enfrentando a Rayados, Puebla y Santos, que, por más que dos de ellos sean también en casa, ante Monterrey y los Guerreros, se trata de medirse aún, a cuatro de los mejores equipos del torneo. Ahí vamos a ver de qué está hecho verdaderamente el equipo de Miguel Herrera que, a pesar de todo, sigue invicto en la campaña.