web analytics


RC Deportes

McGregor se presenta ante corte por trifulca en NY

AP

NUEVA YORK (AP) — Conor McGregor, estrella de artes marciales mixtas, se dijo arrepentido el jueves por una trifulca previa a una función de la UFC en una arena de Brooklyn que quedó registrada en video y en que se le ve arremeter contra un camión en que viajaban peleadores, y trata de negociar un acuerdo de culpabilidad a fin de dejar atrás los cargos delictivos que enfrenta.El gladiador irlandés de 29 años y su amigo, el también peleador y coacusado Cian Cowley, de 25 años, permanecen libres bajo fianza después de una presentación ante la corte que duró menos que un típico round de cinco minutos en el octágono. Ambos enfrentan hasta siete años de prisión por un cargo por el delito grave de daños contra la propiedad, pero es muy probable que un acuerdo reduzca o elimine su tiempo tras las rejas.

McGregor y Cowley ingresaron a una atiborrada sala de la corte en trajes azules, caminaron entre filas de reporteros y otros acusados que los esperaban. Los dos se mantuvieron de pie y dijeron poco durante la audiencia.

El juez Raymond Rodriguez les ordenó regresar el 26 de julio.

“Lamento los actos que me tienen aquí hoy”, dijo McGregor afuera de la corte al final de la audiencia, un cambio respecto al tono que mostró poco después del incidente de principios de abril. “Comprendo la gravedad de este asunto y tengo la esperanza de que sea resuelto pronto”.

La asistente de fiscal de distrito Janet Gleeson indicó que el caso no ha sido presentado ante un jurado investigador debido a las negociaciones por un arreglo extrajudicial de culpabilidad a cambio de una reducción de pena, una señal de que todas las partes están interesadas en solucionar el asunto rápidamente.

McGregor animó a Cowley quien peleó el sábado en Belfast y ambos viajaron en jet privado a Estados Unidos para asistir a la audiencia. Cowley dijo después de la pelea esperar que el caso “quede ya a un lado”.

McGregor, que alguna vez fue campeón simultáneo de las 145 y 155 libras en la UFC, no ha peleado desde el altercado.

La UFC lo despojó en abril del cinturón de campeón de las 155 libras porque no ha combatido en 17 meses. En ese tiempo, McGregor incursionó en el boxeo y obtuvo una bolsa de 30 millones de dólares a pesar de perder el año pasado ante Floyd Mayweather Jr. en una pelea que había generado gran expectativa.

Aunque el combate contra Mayweather impulsó a McGregor al cuarto sitio en la lista de Forbes de los deportistas mejor pagados del mundo, el irlandés lamentó la semana pasada en Instagram que no esté en el segundo puesto de la clasificación debido a que su arresto le costó una pelea en la función de artes marciales mixtas UFC 224 del 12 de mayo.

“Sin embargo, ocurrió el asunto”, dijo.

Un portavoz de la UFC no respondió de momento a preguntas sobre el futuro de McGregor en la organización.

McGregor, ampliamente conocido por sus bufonadas del deporte, fue visto en video cuando atacaba un autobús en el Centro Barclays después de una conferencia de prensa con vistas al espectáculo UFC 223, que incluyó la función más importante del año de este deporte.

McGregor y un séquito que el presidente de la UFC, Dana White, describió como “20 rufianes llegados de Irlanda” estropearon la función porque supuestamente buscaban venganza contra el principal peleador de la función, el ruso Khabib Nurmagomedov, que se había involucrado en un altercado con el también ruso Artem Lobov, amigo de McGregor.

Con información de AP.